martes, 6 de diciembre de 2011

La de los ojos negros


 

                                     

Estoy aquí en este café del centro de la ciudad viendo caminar a la gente, lo hago cada jueves por la tarde.

Poseedora de una cadencia embriagante tenía una figura que solo las jóvenes de esta urbe poseen, nunca fui ni seré partidario del matrimonio pero si ella se lo hubiese propuesto quizá me habría llevado al altar.

Esa noche llovía y parecía desorientada, me dio la impresión de que esperaba a alguien, los autos la terminaban de mojar.

Me intrigo mucho... ¿Qué hacia una joven tan bella mojándose con la lluvia, sola y arriesgando que alguien le faltara al respeto?

No pude mas salí y le invite algo caliente, ella me sonrió y asintió con la cabeza.

Tenía el maquillaje corrido pero seguía siendo hermosa, sus rizos le daban un marco perfecto a esos ojos grandes y negros.

No hablamos. En silencio tomo su café, siempre viendo por los cristales empañados buscando a ese alguien.

Apenas resistí la tentación de secarle las gotas de agua que corrían por su cara; me apresure a prender un cigarrillo que temblorosa sostenía entre sus dedos... Yo no fumo, no resisto el olor, pero ese día hasta el humo del cigarrillo me envolvió cual incienso de esos que se queman en misa... ¡Sacrilegio!... Me parecía celestial.

El deseo estaba latente,  para evitar abalanzarme le pregunte su nombre: ¡Jazmín! Le hacia honor a su nombre olía a ricas esencias.

Mi tacto y gusto envidiaban a los ojos y nariz ellos si la podían disfrutar.

Una bocina de auto me devolvió a la realidad venían por ella, rápido tomo sus cosas y solo pronuncio: "gracias“,  yo apenas pude reaccionar y articular: “de nada “.

Por eso desde hace cinco años me siento aquí con la ilusión de volver a ver a la de los ojos negros llamada ¡Jazmín!

Victoria Falcòn Aguila D.R 2011

 


=======================================================================================
THE BLACK EYES.
I am here in this cafe downtown walking watching people, I do every Thursday afternoon without fail for five years, when I saw it happen. His cadence was intoxicating, that figure that only the youth of this city have, I never was nor will I be in favor of marriage, but if she had suggested it might have led me to the altar.
That night it rained and seemed disoriented, she gave me the impression that someone was looking for, cars ended up in the wet.
I was intrigued. What was a beautiful young man getting wet with rain, alone and risking someone disrespects? No more left and I invite him something hot, she smiled and nodded.
Her makeup ran but was still beautiful, her curls gave him a perfect setting those big black eyes.
We do not talk, quietly took his coffee, but always looking out the windows fogged still waiting for that someone.
Just resist the temptation to wipe the drops of water that ran down his face, I rush to light a cigarette held between his fingers trembling, I do not smoke can not stand the smell, but that day to cigarette smoke which enveloped me incense those that are burned in mass. I compare!, is that it seemed like the holy celestial painting in the churches. Was latent desire to avoid pounce asked him his name.
Jasmine! Him to honor his name smelled rich essences. My touch and taste envied in the eyes and nose if they could enjoy.
A car horn brought me back to reality, for it came fast, just take your things and pronounce:"Thank you", I just could react and articulate, "nothing."
So I sit here with the hope of seeing the black eyes named:¡Jasmine!
Author: Victoria Falcón.

martes, 15 de noviembre de 2011

Labios de ciruelo rojo


                                                           Victoria Falcón Aguila

Sedente permanezco bebiendo té en completa relajación en el interior de una estancia apenas iluminada por un farol.
Como vista el paisaje del jardín Zen, el mismo que me ayuda en mis meditaciones diarias. Al fondo se advierte una figura grácil de una mujer envuelta en un precioso kimono dorado, camina con pasos rápidos y cortos.
La incertidumbre se apodera de mí ¿quién será ese ser diminuto que no puedo dejar de mirar?
Es tan intensa mi contemplación que siento que la atravieso ¡se dio cuenta! Se detiene en lo más alto del puente con delicados movimientos busca la fuente de ese atisbar. Dio con ella, por unos segundos nuestras pupilas chocan, no huyo, ni esquivo interpreta bien mi deseo de que siga avanzando.
Toma la senda que conduce al salón, su andar ahora es lento, eso me motiva deseo entre ya.
Mi mano tiembla decido abandonar la taza
Su entrada la celebra mi corazón, se convierte en un gran Taiko, sus percusiones resuenan en toda la alcoba
La recibo de pie con una reverencia solemne, ella corresponde.
La observo de arriba hacia abajo, de costado a costado, tiene una aura de misterio que rodea su rostro blanquecino apetitosamente decorado por unos labios intensamente rojos.
Despierta aún más mi interés, le pregunto su nombre: ¡YASURI ¡ Su voz es de un vibrato bajo, casi inaudible. Con su delicada mano me indica que tome asiento mientras se hinca frente a la mesa de té y como si fuera un ritual sirve una taza de sake, misma que me ofrece de inmediato, al tomarla rozo sus dedos, me estremezco no me atrevo a pronunciar palabra respiro con impaciencia se que viviré algo especial.
Mientras tomo a sorbos el sake, de la manga de su kimono extrae una flauta que comienza a tocar, reconozco la melodía es de mi región natal.
Apuro mi bebida y presto tomo la flauta, ahora soy yo quien toca y ella comienza a danzar.
Diestra para la conversación, relata una leyenda de una princesa enamorada, utiliza todo su cuerpo como artilugio. Sus frágiles manos se convierten en alas de luciérnaga y sus brazos en mariposas, sufre una metamorfosis.
Gira sobre su propio eje crece ante mí.
El farol le regala su llama y de ella brota luminosidad, rayos de luz salen de su cuerpo.
Mueve su abanico con destreza y al hacerlo expulsa chispas, para quedar en mutis.
¡No! no te vallas, no te apagues. Mi música la invita a que siga bailando ¡Revive!
El grillo que vive en el karesansui se une a la melodía y con él la noche que más despierta que nunca, decide unirse para disfrutarle.
La sonrisa diminuta color cereza no es mas, es ya de sol.
Mi centro se estrecha cuando su cabello negro noche pasión, queda suelto y con él cae su vestimenta

Ya no toco la flauta me quedo extasiado, viendo su lenguaje de mujer; sombras misteriosas proyectadas por la candela viajan por todo el recinto para después envolverla, su piel nevada y desnuda brilla como estrella, el aposento toma tonalidades azules.
¡Quémame con tu fuego, hazme arder con tu flama!
“Bendita la luz que envuelve todo el dormitorio”.
Mi piel encendida quema mi ropa de seda, me despojo de ella.
Sin abandonar mis ojos lentamente se acerca, sus sensibles dedos recorren mi piel es un festival de ciruelo en flor, brota un manantial, tiembla, fluye Es el arte hecho persona, es una Geisha, naciendo del mito, de ahí al ritual, se estaciona en mi realidad.
Cual Alondra expande su pecho, un grito como trinar retumba en el lugar.

Victoria Falcón Aguila D.R 2011          
publicado en el libro "El vuelo del colibrí" Octubre del 2011  D.R
=========================================================================================
PLUM RED LIPS.

Remain sitting drinking tea in complete relaxation in the interior of a room dimly lit by a lantern.
As seen the Zen garden landscape, it helps me in my daily meditations. In the background is seen a graceful figure of a woman wrapped in a beautiful golden kimono, walking with quick, short steps.
Uncertainty over me who will be tiny that I can not watch?
My gaze is so intense that I feel that cross realized! He stops at the top of the bridge with delicate movements seeking the source of that peer. He took her for a few seconds our eyes collide, do not run away, or rather elusive interpreted my desire to make further progress
Take the path leading to the room, his gait is slow now, that motivates me and desire between.
My hand trembles decided to leave the cup
Its my heart into the place, it becomes a great Taiko, their drums echo throughout the room
The bill stands with bowed solemnly, she belongs.
I watch from the top down from coast to coast, has an aura of mystery surrounding his face white lips invitingly decorated intensely red.
Wake up my interest even more, I ask his name: His voice is Yasuri a vibrato low, almost inaudible. With her ​​delicate hand tells me to sit down while jacking off the tea table like a ritual serves a cup of sake, it gives me away, to take his fingers brush against me I dare not flinch pronounce word break with impatience to live something special.
As I take a sip sake, the sleeve of her kimono removes a flute begins to play, I recognize the melody is in my home region.
Fix my drink and soon took the flute, now I who touched and she begins to dance.
Right hand for conversation, a legend tells of a princess in love, uses his body as a device. His frail hands become wings of firefly and butterfly arms, undergoes a metamorphosis.
Rotates on its axis grows with me.
The lamp gives him his name and it springs light, rays of light leave your body.
Move your fan with skill and ejected sparks do to settle at exit.
No! do not fence, do not turn off. My music is invited to continue dancing Revive!
The cricket that lives in the karesansui joins the melody and the night with him more awake than ever, decided to join to enjoy it.
The tiny smile is nothing but cherry is already sun.
My heart is black hair close when night passion, is loose and he drops her dress
I no longer play the flute I'm ecstatic, seeing their language woman mysterious shadows cast by the candle travel around the room and then wrap it, your skin shines like snow, naked star, the room making blue hues.
Burn me with your fire, make me your flame burning!
"Blessed is the light that wraps around the bedroom."
My skin on my clothes, silk burn, I spoil her.
Without leaving my eyes slowly approaching, her sensitive fingers through my skin is a plum blossom festival, a spring, trembles, flow is art made person, is a Geisha, born of myth, ritual there, you park in my reality.
Alondra which expands his breast, a cry like trill rumbles in place
Author: Victoria falcón Aguila
published in the book "the flight of the hummingbird"
Oct. 2011

miércoles, 9 de noviembre de 2011

La cooperante

                                                             


La portadora se coloca frente al espejo todas las mañanas, la mascara cooperante que usará durante el día con las mejores sonrisas y reacciones; esta mañana decide preguntarle:
-- ¿Qué piensas de mí?
-- tu huida huele a imposible, tu resistencia ahoga tu alma. Te escondes tras tu sombra inmóvil, no quieres ser protagonista de tu propia existencia. Eres como ellos quieren que seas, hasta el punto de dejar de ser tú, te diré que has muerto en silencio protagonizado tu sepelio cuyos únicos acompañantes son los recuerdos y las añoranzas del pasado, le reclamas a la vida la agonía del morir lento en el olvido de una memoria que prefieres atrofiada, para que no te lleve a la realidad.
Tienes una vida que se te olvido vivir, confundida te lamentas en la soledad de tu cama, sin brazos que abrazar, sin labios que besar, ¿cuantos velorios necesitas para entender que debes luchar, volar, ir en busca de tu libertad?
Después de esto, la escritura te resulta inseparable; los escapes son absurdos. No quiero seguir atada a esta vida que detesto, ¡perdóname, no encuentro otra salida! Esta vez yo tomare la decisión, no soporto ser un postizo en tu vida, no soy feliz… No tengo nada que ofrecerte ni tampoco me interesa no soy la pieza del rompecabezas que hace falta en tu vida.
Solo mira dentro, no es Morgana ni Penélope, eres tú la que estas ahí, sólo estas dormida, inmóvil, enredada en tus sentidos, con un cúmulo de emociones y adrenalina guardados.
Tu libertad es intransferible, los recuerdos se olvidan y el pasado ya fue.
La solución es simple: Deja caer los brazos, no adoptes la actitud defensiva abre los ojos, con ellos cerrados nadie puede vivir, lava tus heridas en la fuente, seca tus lágrimas.
Cuenta: uno, dos, tres, sé que no puedes respirar te duele que te deje, permíteme caer al piso,solo soy un adarga ya insostenible.


Victoria Falcón Aguila D.R 2011

Publicado en el libro: "El Vuelo del Colibrí" Octubre del 2011  D.R

sábado, 5 de noviembre de 2011

A media oscuridad

                                                                 

Todas las mañanas me siento frente al espejo a media oscuridad; estos momentos fugaces son los que me permiten tener chispas de objetividad, de cordura. Recibo del espejo resplandeciente el reflejo de tu cara aburrida, pruebas la resistencia de la vida; ¡suicida mentirosa!, te matas lentamente y a mi me pones de frente.
- ¡Calla!, mira que te mando directo a la basura.
- ¿Tú mandarme a la basura? Eres cobarde y no sales de tu cuarto sin mí.
- Pedazo de cartulina, ¿quién te crees para juzgarme?
- Soy quien recibe los impactos diarios y los canalizo dejándote a salvo, quien vigila mientras tú cierras los ojos... Quien sonríe mientras pareces muerta.
- ¡Basta!
- No me calles ser semi urbano, añoras el mar pero tus pies están pegados al pavimento,
- Cuando te propones ser cruel vaya que lo logras. Me cuestionas justo hoy mi realidad
deberías de estar ya colocada en mi faz.
- Estoy tan harta de vivir una vida que no es la mía, siempre protegiéndote de la ignominia.
- Esta situación me esta agobiando dime: ¿que deseas? ¡Termina ya!
- Tu manía de evadir, de jugar a no existir te ha hecho carente de sensibilidad; eres el único testigo de tus recuerdos... Es hora de que yo parta, prepara todo para mi despedida.
- Sé que esta sonrisa falsa, no puede ocultar mi realidad y estoy cierta que no puedo hacerlo de por vida, ¿dime como hago para decirte adiós, cómo te desprendo de mi rostro?
- Consciente de mi existencia transitoria mi razón de ser culminó, que no era la de evadir la realidad, si no la de cultivar tu alma arreglando tu mundo fortaleciendo tu espíritu; preparada estás, ahora me debo ir.
- Mis manos tiemblan y lloro al dejarte partir acompañante amiga: debes morir.


Victoria Falcón Aguila D.R 2011

Publicado en el libro: "El Vuelo del Colibrí" Octubre del 2011  D.R

jueves, 13 de octubre de 2011

Mariposa danzante

                                                             Victoria Falcón Aguila

 


















Vibro en tus brazos
me convierto en mariposa
revuelo tu faz.
Silente me poso en tus labios
cambia mi rostro de color
de pálido a rosa,
del rosa a la pasión.
Mis brazos son alas
remontando tu horizonte
me desnudo dentro de tu mirar.
Cuerpos y mente se funden
en una satisfacción musical
siento, sufro, amo,danzo.
Arte que nace en mí y,
de mí hacia ti
hambre de poesía.
Sombra, lúz.calor, frio
cuerpos reflejándose en el espejo
unas manos ansiosas se buscan
aguas tibias fluyen para mezclarse,
tiemblan las palabras.
La prosa se diluye, se convierte en poesía
verso a verso las bocas se unen,
las almas con ritmo buscan ser libres
en la libertad encuentran la realización.
Puntas, pies, manos al unísono
desarrollan la coreografía del amor.

En una danza ritual se convierten en sagrados
al elevarse como ofrenda a Eros.

Victoria Falcón Aguila

Publicada en el libro: " El vuelo del colibrí "

Octubre del 2011 D.R

viernes, 7 de octubre de 2011

El vestido de bodas

                            


Victoria Falcón Aguila

La marcha nupcial cumple su objetivo.
Entre los dos hay ilusión, toda la noche ardiendo de pasión. En el centro de la pista bailan con la brisa a su favor, se prometen lealtad necesitan pertenecerse.
Las velas siguen prendidas, el banquete termino.
Los pies descalzos en la arena graban su camino directo al mar, la luna los ilumina, la sal se detiene en sus labios en un beso de iniciación, es una ofrenda ceremonial, signo exterior y manifestación de los sentimientos del corazón.
El viento amenaza con desprender el vestido de bodas ricamente bordado con perlas y finos encajes, símbolo de unión y pureza.
Jurando amor por siempre, deseándose nada romperá el pacto.
S e convierten en hacedores de un mundo de paz por siempre y para siempre, uno en el otro apoyándose fuerte.
Los elementos naturales son testigos, el mar como entidad superior les da su bendición bañándolos provocando un temblor. La tierra que da frutos pone su esperanza en ellos consagrando y purificando sus carnes virginales.
Sus cuerpos monumentos milagrosos colocados en la arena como si esta fuera un altar se ofrecen en un ritual.
Las rosas del bouquet aun sin marchitar son esparcidas por él con amoroso cuidado en el cuerpo de ella
Abrazos, besos, caricias, es una noche devota con entrega dentro de toda respetuosidad de dos cuerpos que se aman.
El vaivén de las olas musicaliza el momento. Energías idénticas vibrando en armonía.
Sumando las partes, el todo.
La arena blanca absorbe la virtud; los rayos lunares alumbran las figuras que, impregnadas de cristales salados simulan dos diamantes.
Espejo de dos vistas reflejando la realidad de todo lo acontecido en el interior, cumulo de sensaciones y fantasías mezclándose en la noche, oscuridad, estrellas, espuma.
Lo abstracto cae en lo concreto. Se han conocido y encontrado, para luego reencontrarse en el reflejo de su espejo empañado por las palabras de un poema escrito sobre las playas de Brasil y sobre su mar flotando, un blanco ajuar.



Victoria Falcón Aguila 2011 D.R

miércoles, 5 de octubre de 2011

Acerca tu oido


                                                                 



Acerca tu oído...

Diré lo que siento por tí,
quizá no entiendas este sentimiento.
Más, si alguna vez me amaste 
con la misma pasión,
entenderas que estoy más halla
de la razón. 
Subiria al Everest
para gritar tu nombre:
el viento supiera que: eres mi hombre,
el eco te lleve mi recado
de lo mucho que te he amado.
Olvidaria el pasado
y dejaria mi presente
para realizar mi sueño
de despertar a tu lado.
estás tan dentro del corazón,
pero a kilometros de mi colchón.
Victoria Falcón Aguila-

2011 D.R

domingo, 26 de junio de 2011

¿Qué es ser escritor?



En este momento de mi vida descubro la importancia de las letras, por tal motivo comprendo el respeto que se les debe tener. Entiendo que es una causa de expresión artística que me ayuda a ser, el ser y el estar en este mundo maravilloso de la literatura convirtiéndose en el lenitivo de mi alma mi modo por el cual vivo, aunque no un modo de vida.

He llegado a comprender que la esencia de un escritor es el alma de creador, su capacidad para transformarse en padre o madre dando vida a un hijo que nace desde las mismas entrañas para entregar al lector por eso mismo en ocasiones es doloroso parir un escrito.

El que se diga escritor debe estar dispuesto a co-participar con su YO escritor y su YO lector, estando consiente de que el escritor es el medio por el cual el otro se comunica.

La creación literaria es una labor ardua que requiere una predisposición a priori y gran voluntad a posteriori, pasando por el beneplácito o no de las musas, buscando la fuente de la inspiración

Un buen escritor debe haber leído sin rechazo a ningún género pasando desde los clásicos hasta lo más nuevo, solo así adquirirá una universalidad de la literatura Debe tener un mínimo de nivel crítico, literario y de conocimiento lúdico, es decir estar dispuesto a entrar en el juego y reglas que impone la literatura no te puedes escapar a ello; estar dispuesto a soñar, crear, imaginar, palpar la realidad y ser capaz de representarla y en su caso transformarla

En todos los juegos hay reglas eso es lo que se debe imponer al escribir, la literatura pone limites por eso hay géneros y se deben respetar. Es mejor decir más con menos, no por expandirse se tiene un mejor texto.

Un buen escritor es aquel que por medio de palabras hace que lo más sencillo se convierta en lo más interesante y extraordinario en el alma del ser humano,; muchas veces nos enfrentamos con libros que en su contexto plasman la ortografía más pura, más completa e integra que puede existir, pero aún así no logran captar la esencia misma del relato.

Una cosa es tener la idea, otra es poder expresarla en forma correcta. Hay quien esta limitado en su forma de expresión por sus pobres recursos de léxico o por el pobre manejo de la palabra. Grandes ideas que no llegan al lector en forma clara o digna.

Una cosa es escribir y publicar y otra es hacer literatura.

No debe alejarse nunca de la sensibilidad para que lo humano cotidiano se transforme en escritura bellamente adornada y que los sitios comunes sean universos dentro de un pequeño universo, siempre ateniéndose a las reglas de la literatura.

Las palabras sin sentido o forma, sin lógica y sensibilidad no pueden nacer.

No se es escritor por tener buenas ideas, un escritor es un ser Humano completo, conocedor de los vaivenes de la vida y del ser común .Conocedor de las distintas personalidades que adquiere el personaje, debe sentir cada palabra que escribe si no es así que deje de escribir y si quiere que le llamen escritor que ¡escriba! Y para ello debe poseer las herramientas necesarias, para poder expresarse y llegar al sitio correcto, el lector.

No es ético colgarse de los triunfos robándose el trabajo arduo de otros, porque entonces se esta cometiendo el delito de plagio.

Mi lema principal es: “Las criticas destruyen el EGO pero fortalecen el espíritu”. Ningún acto literario es para envanecerse, cuando respondes a tu vanidad se convierte en un acto humillante, entonces en ese momento abandona la literatura por que solo escribes para que te alaben.

Un escritor que no tenga las anteriores cualidades no es digno de llamarse ESCRITOR.

D.R 2011

martes, 21 de junio de 2011

Redención

Ilustración: Victoria Falcón Aguila D.R


En tu imaginario simbólico plasmo mi expiación. Buscando él, mi perdón.
Camino entre la certidumbre e incertidumbre, dentro de esta crisis existencial, provocada por duelos no afrontados, de desesperanza, soledad y tristeza.
Me reencuentro conmigo y me encuentro contigo convertida en luz.
Iluminas mi camino y me haces entender que no debo tomar atajos, pues aunque cortos nunca serán mejor. Que soy lo que soy e igual me debo aceptar.
Siendo ser tengo el saber y el no ser es un error, que las apariencias conlleva la doxa.
Entiendo que la soledad es la ausencia del otro y la tristeza es la ausencia de mí.
La desesperanza, es una ideología adversa a existir.
Te pido mi purificación.
Mi yo inteligente encuentra explicaciones concluyentes, que si coexisto con el encanto y desencanto, aun así debo vivir y resistir.

                               
Victoria Falcón Aguila  D.R  2011

miércoles, 1 de junio de 2011

Cristal en el paraíso

                                    



La oscuridad se hace presente Cristal comienza a ser dominada por el miedo a lo desconocido, solo el trinar de los pájaros logran darle un poco de calma.
La espera es torturante no le gusta estar con los ojos vendados siempre evita lo más que puede estar en tinieblas y hoy esto… no le agrada.
Los vellos de su brazo se erizan, debe calmarse no se puede concentrar, sus compañeros están inquietos lo mismo que ella, hablan mucho.
Todavía no se aprende sus nombres pero ya les tomo confianza: la que está a su lado le gusta el café cargado con azúcar quizá por eso es que esté inquieta,; tómando fuerza Cristal trata de calmarla si lo logra ella también se relajará.

Siente una mano en su mano, es el guía que vino por ella. Uno, dos pasos, siente miedo, en el tercero le entra la desconfianza, está atenta a las indicaciones afina bien el oído, no quiere accidentes.
Cuarto y quinto logra pisar firme y se deja guiar aferrándose del brazo de quien la conduce. El olor a tierra mojada invade su nariz es agradable a su olfato siente la frescura, una rama le roza el brazo todo esto le indica que ya están en el jardín, su confianza esta depositada en la persona que camina a su lado.
El paso es lento pero seguro no hay temor ni desconfianza total relajación, la voz que le habla logro calmarla confía en él aún cuando la deja aferrada a un poste sabe que no la abandonara.
El guía regresa para depositarla en un columpio, siente que regresa a la niñez le vienen recuerdos de cuando se columpiaba en el naranjo del patio de su casa. Permite que el viento le toque su cabello se siente bien, el gusto le duro poco aún así lo disfruto.
Esta feliz por eso no le importa sentarse en la tierra y empolvar su ropa con sus dedos juega la arcilla siente su textura, se relaja y deja que el sol bese su cara, sus sentidos están despertando puede escuchar a personas escogiendo y comprando plantas, un par de enamorados y alguien haciendo ruido con una bolsa de plástico, ¿que hace ese material aquí entre tanta naturaleza?
La risa de una compañera le llama la atención desea emularla comienza a divertirse relaja sus piernas, sus muslos, se tira para atrás y expande su pecho respira hondo y se siente Eva en el paraíso pierde la noción del tiempo comienza a ensoñar entre tanto árbol ¿alguno tendrá el fruto prohibido?
Crea su propio paraíso Terrenal, donde se le permite descansar y su cuerpo sin reservas corre libre entre los arboles frondosos, no necesita la hoja de parra por que va a en busca del fruto, ese que llaman prohibido.
El calor comienza a subir por brazos y cuello pretende llegar a los labios, una voz le corta su avance, le cuesta alejarse del ensueño la luz penetra sus pupilas provocándole un despertar abrupto: por unos segundos no puede ver.
Se incorpora sin desearlo esta molesta por no haber probado la fruta por eso no se lleva nada y hasta el polvo se sacude. . Cristal vuelve a su mundo sin paraíso y sin Adán.

 Victoria Falcón Aguila  2011 D.R


viernes, 25 de febrero de 2011

Me duele

 



Me duele con la almah
Con la bethulah sangrante,
Con mil puñales en la espalda
Con la infancia añorada,
La juventud confusa
Una madurez inconclusa
El silencio ensordecedor de mi cama
Mi cabeza hundida en la almohada
Me duelen las perdidas inexplicables
Las muertes inevitables,
El hijo que no llego a nacer.
Mi dolor no se cuando  aparecerá
Puede ser mañana, hoy o siempre,
Es una broma del destino,
Un rompecabezas incompleto,
Un juego de cartas donde no gano.
Las leyes físicas mal aplicadas
Un discurso teológico mal recitado
Un método de adhesión a la fé.
Una reflexión que intenta entender
Para nunca llegar a concluir
Cual es su objeto, su fuente o su lugar.
Mi dolor viene de mi trinidad,
No logro que convivan y coexistan
Lo carnal, lo etéreo y el futuro inconsciente.
Este dolor es inefable e intrínseco y
de imposible comparación interpersonal.

Victoria Falcón Aguila
2010 D.R

domingo, 13 de febrero de 2011

Declaración de amor

                                                         Fotografía:   Victoria Falcón Aguila D.R



Quiero que nadie exista
estar en este mundo sola contigo
ser la Eva y Adan 
de un nuevo principio
ser nuestro gobierno y religión,
construir el lugar donde realizar:
la satisfacción en plenitud
durmiendo en tus brazos,
mirando estrellas tumbada
en tu cama, después el amanecer.
No separar nuestros dorsos,
gemelizar contigo en el amor
tocar la pasión sin ningún temor
saber que esto es diferente a lo demás
cuando escuche tu voz
como sinfonía celestial.
"Sabes que soy romántica hasta la desesperación".
Te amo y no me arrepiento

Victoria Falcón Aguila 2008 D.R

viernes, 14 de enero de 2011

Julia


.










De camarera a dama de sociedad.
    Nació en la miseria pero su ímpetu la llevó a ser jefa de meseras. Diligente y presta a atender a los clientes, un día la suerte según ella le llegó: conoció al marido de Inés y sin perder oportunidad, se le abalanzó.
   Con su sueldo mal pagado la ambición la cegó y el marido de Inés se deslumbró.
    No hay esposa feliz cuando la han arrancado de raíz. La rabia se disfraza entre risas, ella no se convertirá en estadística de divorcio; prepara un contraataque, su ámbito familiar ha sido trastocado.
  "Julia ya se siente la señora del esposo de Inés".
   ¿Qué hará? 
  ¿Cortarla en pedazos?, ¿contratar alguien que le de un  susto?  
   Profesionista y pensante nunca delincuente, decide fingir. Corta en pedazos la camisa pintada, ¡ella no la lavara!
   ¿Señora solitaria?
   -!Jamás¡ 
   En un arrebató llama a su amigo de Preparatoria que la encuentra bella mientras el marido la desperdicia.
  Ataviada de Primavera el perfume de su amigo le impregna el vestido, al tiempo que la abraza y le cuenta que se ha casado hace tiempo con una joven mesera llamada: ¡Julia!
    Sin saber, ni pretender, la venganza iba a ejercer. 
    ¿Misterios o juegos del amor?
    - Sólo una simple formula: dos más dos, igual a cuatro amantes.

                      Victoria Falcón Aguila 2008 D.R    

domingo, 9 de enero de 2011

Avatares


  
Fuiste mi luna y ándares,
mis miedos y pesares.
Eterno vaivén de Avatares
impasible ante la pasión
provocabas mi desilución .
En vano buscaba tus ojos
que esquivabas sin compasión .
sola desde el ocaso,
sola al amanecer
muriendo lento,
muriendo sin tu querer.


 Victoria Falcón Aguila 2010 D.R

sábado, 8 de enero de 2011

Eclipse

                    
Comienza el eclipse. 
La tierra celosa
se interpone entre la luna y el sol.
La luna plena, llena empuja despacio
el obstáculo entre ella y su ilusión,
le aplaudo su arrojo.
Amante de alborada viste de blanco
 ansiosa como novia en su boda.
Yo fiel testigo la sigo admirando.
Desde mi ventana la observo:
se ha puesto roja al ver su faz
la espera...
Presurosa devora en minutos
silente oscuridad.
Deseosos del encuentro
se aman sin dudas, se tocan sutiles
besándose ante la mirada de Dios,
apoyados por mi complicidad,
en este solsticio de candor.

Victoria Falcón Aguila
2009 D.R

Ocaso

                                                                                                   

                                               El reloj se quedo sin cuerda.
Todo se acabo en un segundo
¿A donde iré ?
Sólo el viento lo sabe.
¿En donde quedare?
Dónde la tierra abre
¿que dejare?
cuatro pesares.
En vano llorar, en el desierto
nada florecerá.
Las rocas no ríen, las rocas no sienten.
Las lágrimas sabor sal nunca serán mar.
El ocaso nunca sera amanecer y ese...
ese ya comienza a aparecer.

  Victoria Falcón Aguila 2010 D.R

viernes, 7 de enero de 2011

Kybalion





Siempre fiel y pendiente de mí
esperas mis caricias llamando mi atención.
Presto a mi llamado, vienes y me das calor,
tus ojos cristalinos solo piden amor.
Aguardando que me sobre tiempo para tí,
quedas dormido a mis pies.
Eres mi lindo perro: Kybalión.

Victoria Falcón Aguila 2008 D.R


Fotografía: Victoria Falcón Aguiña D.R

jueves, 6 de enero de 2011

Miedo

                                                               
                                  
El frió se incrementa conforme avanza la noche.
Los perros aullan por no tener donde refugiarse. Una tormenta se acerca.
A lo lejos una ambulancia hace sonar la sirena y yo pensé que la noche seria tranquila.
Golpean mi ventana, me aferro a la sabana, se que es una rama el árbol ha crecido tanto...¡Culpa de mi jardinero, se la pasa de farra! El divirtiéndose y yo muriendo de miedo.

                  Victoria Falcón Aguila D.R 2009

Sirena enamorada


                                                                  
Momento de gloria
es estar a tu lado,
tan apuesto y callado.

Hablas con los ojos
tatuados de emoción
me estremece tu decisión.


Rozas mis labios suavemente
siento tu trasnpìración,
me enlazas apasionadamente.

Quedo adherida a tu pecho;
me sumerjo en tu lecho.

Mojada estoy con tu sudor
son perlas sabor a sal
recogidas por tus labios sin pudor.

Tu cadencia es embriagante
te respiro llena de ilusión
doy rienda suelta a la imaginación.

Escucho el chocar de las olas
me baña tu espuma de mar,
han pasado muchas horas .

Provocas de nuevo mi sensibilidad
¡ Que se atrase el amanecer !
esta historia va a renacer.


  Victoria Falcón Águila  2008 D.R

=====================================================
Victoria Falcón Aguila

SIREN LOVE

Moment of glory
is to be by your side,
so handsome and quiet.

Talk to the eyes
tattooed with emotion
I shudder your desciciön.

Rozas my lips gently
I feel your perspiration,
you link me passionately.

Stay attached to your chest;
I immerse myself in your bed.


Your cadence is intoxicating
I breathe you full of hope
I give free rein to the imagination.

I hear the crashing of the waves
I dip your meerschaum and
have spent many hours.
.

Again sparked my sensitivity
It is late morning!
this story will be reborn.
D.R 2008